MEDITACIÓN PARA LA FERTILIDAD - Meditación de Venus



A continuación te detallamos unos simples ejercicios de meditación para la fertilidad.

Siéntate en una postura cómoda, cierra tus ojos y deja que tu cuerpo se relaje y observa si hay zonas de tensión, aporta calor y relajación a esas zonas.


•Imagina como si una luz blanca llenara tu cuerpo de la cabeza a los pies.

Deja que esta luz limpie tu cuerpo completamente.

Mantén tu atención en este ejercicio hasta que sientas que tu cuerpo está limpio, nutriéndote de una sensación de amplitud y pureza.

Ahora intenta llevar la luz blanca a tu abdomen y deja que libere toda su energía mientras que el abdomen está suelto y relajado.

•Ahora concentrarte en una luz de color verde esmeralda que llene la región genital.

Imagina que esa luz te aporta vida y fertilidad.

Siente el calor y la energía en esa zona de tu cuerpo.

Si deseas quedarte embarazada te pudes concentrar en crear y sentir un espacio apto para engendrar una nueva vida.

El verde Jade es un color asociado a la fertilidad.

•Mantén la luz verde en tu vientre y permite ahora que una luz de color naranja (fuerza y energía) invada el resto de tu cuerpo .

Te encuentras en la misma postura y completamente relajada.

Comienza a generar un sentimiento de gozo y alegría dejando que atraviese todo tu cuerpo y te llene de energía.

Si te cuesta conectar con ese sentimiento céntrate en tu respiración.

Si durante la meditación llegan otro tipo de pensamientos no los rechaces, aceptalos dándole prioridad al objetivo de tu meditación (sensaciones de paz, plenitud, alegría).

Duración de la meditación: 11 minutos

www.karmayoga.es