LA INDIA - País de color de norte a sur


El festival del elefante



es un acontecimiento único llevado a cabo anualmente en Jaipur, el capital de Rajasthán. Preparado a la perfección, brillando en oro, fila sobre la fila del pasadizo de los elefantes ante una audiencia cautivada. Los elefantes se mueven agraciado en la procesión, razas del funcionamiento, juegan el juego real del polo, y finalmente participan en el festival del resorte de Holi. Es tiempo del festival para los elefantes.

Un festival donde están el centro los elefantes de la atracción. El festival comienza con una procesión de los elefantes, camellos y caballos, seguidos por los bailarines populares animados. Las razas del elefante, los fósforos del elefante-polo y un tirón más interesante de la guerra entre los elefantes y los hombres, son toda la parte de este acontecimiento espectacular.




Artesanía textil.


Unas materias primas de seda o algodón que antes de imprimir se blanquean con almidón al aire libre, para dar un mejor brillo para las futuros “saris“, realizados por las mujeres Chhipa.

Un arte antiguo de pintores y tintoreros, especialistas en exprimir de la naturaleza su color, productos como el Cúrcuma o corteza de granada, cuya artesanal elaboración, impregna de colorido las telas.


LOS HAVELIS





es un término que se utiliza para designar una residencia privada, y en el caso de Jaisalmer se refieren a mansiones pertenecientes a comerciantes pudientes. La mayoría se construyó entre 1800 y 1930.

La distribución de las viviendas se organiza en torno a un patio a cielo abierto en el corazón de la vivienda, el cual, a manera de un embudo, induce la extracción del aire caliente, el que por convección asciende ventilando la casa.

En el piso inferior se encuentran la cocina, baño, lavatorio y las habitaciones, las que se iban luego apilando en varios pisos al rededor del patio, a los que se accedía por una escalera.
Algunos havelis fueron construidos sobre un sótano, lo que permitió un aislamiento térmico en el tórrido verano y una protección en invierno.
Hacia la calle, los havelis mostraban la opulencia de sus dueños, mediante balcones labrados finamente en arenisca amarilla.



LOS TEMPLOS JAINAS

Si bien tanto el palacio como los havelis presentan un estilo parecido al islámico por la influencia de los Mogoles (quienes construyeron, entre otras cosas, el Taj Mahal), los templos Jainas han sido hechos siguiendo un estilo mucho más profuso, más cercano a la arquitectuta hindú. No obstante su integración al contexto urbano es notable, ya sea por el material, color, textura y escala.


La belleza, magnificencia y poesía de este pueblo labrado en medio del desierto, su fascinante historia y su eficaz técnica utilizada para el control del clima lo han hecho destino interesante para estudiantes de arquitectura, historiadores, turistas y aventureros.

El boom turístico, si bien ha revitalizado económicamente esta zona es también un factor de deterioro, ya que a falta de instalaciones de agua y desagüe adecuadas, las filtraciones vienen destruyendo rápidamente estructuras que habían sobrevivido siglos. Por este motivo, la UNESCO ha declarado este patrimonio de la humanidad en la lista de monumentos en riesgo. Es importante tomar acciones para su preservación.


www.karmayoga.es